16 julio, 2019

Revista feminista y popular

Relatos

17 octubre, 2018

GRACIAS COMPAÑERES

Por Ayelén Filippa

Gracias por las risas. Gracias por los cantos. Gracias por el llanto de felicidad. Gracias por los abrazos. Gracias por el glitter que no salía ni con crema desmaquillante. Gracias por mantener los puños siempre en alto. Gracias por saltar, por bailar. Gracias por la poesía. Gracias por las pintadas. Gracias por la sororidad. Gracias por el amor, compañeres, porque estoy muy convencida de que lo que nos mueve es el amor.

Aunque venimos de diferentes culturas, hablamos diferentes lenguas y provenimos de diferentes regiones, nuestro grito se unificó en esos tres días mágicos en Trelew. Me siento feliz, porque ahora sé que no estoy sola; me sobran compañeres para luchar. Sé que aún me queda muchísimo por deconstruir, pero también sé que cada vez que reproduzca un micromachismo, cada vez que sienta miedo en la calle, cada vez que me mire al espejo y llore por no cumplir con los ideales de belleza impuestos, cada vez que tenga dudas sobre qué quiero hacer con mi cuerpa, van a estar ustedes.

Sé que en cada paso ustedes me van a acompañar. Lo comprobé en la marcha, en el momento que dejé de tocar mi redoblante y giré para mirar atrás. El corazón me explotó de amor, éramos miles. Éramos miles llenando de verde, alegría y música las calles de Chubut. Si alguna vez tuve dudas acerca del camino que quería seguir, hoy todas esas dudas se disiparon, porque militar en el feminismo es un viaje de ida, un viaje de ida del que no pienso volver. Hoy estoy muy segura que es este el sendero que voy a tomar, porque ustedes me inspiran esa seguridad. Hoy más que nunca, GRACIAS compañeres. El futuro es nuestro, vayamos por él.

Miss oprostolita

Comentarios