17 agosto, 2019

Revista feminista y popular

Calendario Feminista

5 febrero, 2018

Violeta Parra, a 51 años de su fallecimiento

Por Clara Maria Di Sorbo

El 5 de Febrero del año 1967 fallecía una de las artistas más reconocidas principalmente dentro del pueblo chileno, pero también a nivel latinoamericano y mundial. Violeta Parra, ícono del empoderamiento de la mujer, fue una cantautora autodidacta chilena que comenzó a desarrollar su pasión por la música con sólo nueve años.

En sus letras reflejaba su disconformidad hacia los sectores de poder y luchaba por la igualdad social. Tal es el caso de “Miren como sonríen”, una de las canciones con más fuerte contenido social y político, escrita en los años 60´:

Miren cómo se empolvan

Los funcionarios

Para contar las hojas

Del calendario.

Miren cómo gestionan

Los secretarios

Las páginas amables

De cada diario.

Miren cómo sonríen,

Angelicales.

Miren cómo se olvidan

Que son mortales.

Violeta vivió su infancia y adolescencia como campesina, desde la pobreza siempre priorizó el trabajo y la ayuda hacia su familia antes que sus estudios, hasta que decidió dedicar su vida a las manifestaciones artísticas.

En Chile y Latinoamérica es reconocida como una referente cultural y social. No sólo ha escrito y compuesto alrededor de 128 canciones además de 13 arpilleras, sino también fue pintora, escultora, bordadora y ceramista, realizó 24 pinturas al óleo y 10 en papel maché. Como poeta y escritora alcanzó a publicar 23 libros.

HOMBRE CON GUITARRA. Fundación Violeta Parra. Compuesta entre el año 1960 y el 1965.

Madre soltera de cuatro hijos, desdibuja el ideal de esposa desde la práctica luego del divorcio de su primer marido. En “La Petaquita”, una canción popular Chilena, habla de la poca importancia que tiene para ella el matrimonio y lo refleja de esta forma:

Todas las niñas tienen

En el vestido

Un letrero que dice

Quiero marido

Dicen que le hace

Pero no le hace

Lo que nunca he tenido

Falta no me hace

Además, es para nosotrxs una referente del feminismo porque luchaba contra los ideales de belleza impuestos por la cultura patriarcal. Su sublevación hacia este esquema se ve reflejado en su Décima “Aquí empiezan mis quebrantos”:

Aquí principian mis penas,

Lo digo con gran tristeza,

Me sobrenombran “maleza”

Porque parezco un espanto

Si me acercaba yo un tanto,

Miraban como centellas,

Diciendo que no soy bella

Ni pa’ remedio un poquito

La peste es un gran delito

Para quien lleva su huella.

Tal es la importancia de esta artista empoderada que en conmemoración de su natalicio, el 4 de octubre fue elegido el “Día de la música y de los músicos chilenos”. Bajo el lema “Yo no sé enojarme, sé gritar lo que otros callan”, fue ganándose el corazón del pueblo chileno y latinoamericano, alentando a luchar contra las injusticias sociales, siendo un modelo a seguir para otros tantos artistas posteriores.

Otra de sus canciones con fuerte contenido a favor de la justicia del pueblo es “La carta”:

Yo que me encuentro tan lejos

Esperando una noticia

Me viene decir la carta

Que en mi patria no hay justicia

Los hambrientos piden pan

Plomo les da la milicia, si.

Y seguiremos gritando lo que nos obligan a callar, Violeta, siguiendo tu ejemplo y tu lema, gritaremos por la justicia social y la igualdad de derechos. Desde el arte, desde la escritura y el canto, desde tus ideales, lucharemos.

Comentarios